Tenerife & Hard Rock Hotel Tenerife review

Escapada en familia a un lugar idílico, lleno de diversión, de bellos paisajes y sobre todo, de gente amable y alegre. Así resumo mi viaje a Tenerife durante 4 días alojada en el Hard Rock Hotel Tenerife. Si buscas un plan de turismo por Tenerife, como los que suelo postear en mi blog, este no es el caso, sólo te contaré mi experiencia en el hotel y un par de rutas que hice y que te aconsejo si viajas a la isla.

Lo primero como siempre, comprar los billetes, y aquí va el consejo, aprovechad esta época del año, justo antes del verano, cuando las aerolíneas sacan muchas ofertas, más aún si la fecha es posterior a un puente. En mi caso, conseguí los billetes por 49€ ida y vuelta por Ryanair. Cogiéndolos un par de meses antes.

Luego el hotel, justo en esta época salen ofertas, en mi caso aproveché un 40% + 10% de descuento en este hotel, reservando en la web del hotel. Hard Rock Hotel Tenerife es un hotel de 5 estrellas en todos los sentidos. Las instalaciones son increíbles, con música en todas las áreas del hotel, con DJs y actuaciones en vivo.

Día 1: Llegada y visita a el volcán Teide

Llegamos y cogemos el coche alquilado en Autoreisen -totalmente recomendable, con precios bajísimos y con seguro a todo riesgo incluido, en nuestro caso 40€ por los 4 días- y nos vamos a visitar el volcán.

El Teide tiene una altitud de 3.7182 metros sobre el nivel del mar, además es el pico más alto de España. Es el tercer volcán más grande de la Tierra.  El Parque Nacional del Teide fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

En el camino hacia el volcán verás un montón de miradores donde podrás aparcar y hacer fotos del paisaje liderado por el volcán.

El parking es pequeño, en temporada, se llena y es complicado aparcar, por eso te aconsejo llegar pronto. Luego, las entradas para subir al teleférico se pueden comprar por internet y ahorrarte una buena parte de la cola para subir. Las entradas no son especialmente baratas, 27 € para no residentes de Las Canarias y 13,5€ para niños mayores de 3 años.

El teléferico sube hasta 3.555 metros de altura. Si quieres llegar hasta la cima del volcán debes pedir un permiso ya que sólo suben unas 200 personas diariamente, así que deberías pedirlo con tiempo. Si no tuvieras el permiso, igual puedes andar una senda donde podrás apreciar mejor el volcán y disfrutar de bonitas vistas.

En mi caso voy a desmentir la idea de que arriba, en el volcán, hace muchísimo frío. Subimos en Mayo con un día soleado y la temperatura era perfecta.

La senda no es especialmente difícil, así que si vas con niños, no te preocupes que podrán hacerla perfectamente.

Descendemos y cogemos el coche y vamos a comer, lo hacemos en El Parador de Las Cañadas del Teide, nada recomendable. Mal servicio y mala calidad.

Comentarte que Tenerife tiene dos aeropuertos, uno en el Norte y otro en el Sur, así que revisa el que mejor te convenga según esté ubicado tu alojamiento. Recorrer la isla de punta a punta es una hora aproximadamente.

Día 2: Hard Rock Hotel Tenerife

A nuestra llegada al hotel (con parking gratuito) nos reciben con cóckteles y una atención esmerada. Un ‘hall’ abierto y con vistas al mar, muy amplio y con música. Luego la habitación amplia, muy moderna, con terraza con vistas al mar y con todas las comodidades.

Las instalaciones son increíbles, cuenta con 3 piscinas grandes y una para niños. Una de las piscinas es sólo para adultos y la otra es del Beach Club que tiene un área de arena y está pegada al mar (hay acceso directo a la playa). En las áreas de las piscina siempre hay DJs y músicos con diferentes instrumentos musicales. Dispone de 5 restaurantes (uno español y de tapas, otro comida asiática, uno de carnes, uno internacional y uno de comida americana). También hay servicio de comida en las áreas de las piscinas, así como cockteles y bebidas en general.

El servicio del personal es inmejorable, muy atentos, siempre dispuestos a ayudar y pendientes de cada detalle y de hacértelo pasar bien.

El desayuno es inmejorable, mucha variedad y buena calidad en todo. Además, también tiene animación musical en vivo. 

Todas las noches podrás disfrutar de música en vivo con varios músicos que cantan canciones de rock y pop.

Los precios de los restaurantes no son precisamente económicos, sin embargo el restaurante americano tiene mejores precios. Aún así, podrás salir fuera del hotel a comer y encontrarás buena oferta gastronómica, así como farmacia, supermercados y tiendas.

Si viajas con niños, el hotel dispone de un servicio de kid club donde los puedes dejar de 9 a 21h y hacen actividades guiados y cuidados por monitores. Hay 3 tipos de kid club, uno para niños pequeños, de 6 meses a 3 años, otro de 3 a 9 años y luego el de mayores. Este último dispone de videoconsolas, futbolín, mesa de billar, simuladores de coches y demás juegos e instrumentos musicales que harán que los chicos y no tan chicos, disfruten.

Día 3: Los Gigantes y Masca

Al oeste de la Isla se encuentran los Acantilados Los Gigantes, que no son más que un accidente geológico volcánico, caracterizado por sus paredes verticales, sobre el océano atlántico de una altura de entre 300 y 600 metros. 

Encontrarás varios miradores por la zona para hacer la foto. Aunque es dificil captar la inmensidad de las montañas y sus cortes.

Siguiendo por la misma vía, empezamos a subir la montaña en dirección Masca, pero llegaremos antes al Mirador de Cherfe, donde podrás observar el valle de Santiago que se abre entre farallones rocosos. De esta manera, ubicado en pleno Parque Rural del Teno desde donde podréis apreciar estas hermosas vistas.

Llegamos a Masca, un pueblo muy muy pequeño pero con unas preciosas vistas de las montañas y el mar.  Masca tiene 90 habitantes y una altura de 650m sobre el nivel del mar. En Masca se pueden encontrar profundos barrancos y acantilados que terminan en el Océano Atlántico. Tiene la reputación de haber sido un escondite de los piratas.

Día 4: Vuelta

Este día nos volvemos, pero si tuvieras más días en la isla, no deberías perderte La Orotava y San Cristóbal de la Laguna, pueblitos típicos canarios y muy pintorescos.

Agradecida por estos días de descanso, por poder disfrutar de estos paisajes hermosos, por una nueva experiencia en otras tierras, me despido. Espero que la entrada sea de ayuda y que a través de las fotos puedas evocar lugares preciosos que te hayan gustado o que sueñes con conocer.

 

Deja un comentario